Speed Painting: la ballena que resurgió de la nada

Un robot en un peñasco, alerta. Y una ballena, un enorme animal del futuro que parece resurgir de la nada.

Esa es la composición de la última escena de nuestros ilustradores, que ponen en marcha una vez más su cerebro eólico para crear escenas creativas tan increíbles como ésta.

Y en realidad, la ballena surge de la nada. Y no sólo ella, sino también el robot amenazante, el peñasco, el mar angosto, la eternidad de la escena. Y es que, como la ballena surge de repente de lo más profundo del mar, esta ilustración parece resurgir a golpe de creatividad de la propia mente de nuestros diseñadores.

Y podéis ver el proceso de creación del dibujo, porque de forma excepcional ponemos a vuestra disposición esta Speed Painting, para que veáis cuál ha sido el proceso llevado a cabo de forma acelerada.

El secreto de su proceso: dibujar y más dibujar. Y posteriormente pintar, simulando un proyecto realizado a pincel. 

¡Que lo disfrutéis!

Utilizamos cookies | Más info
Preferencias de las cookies