El hada mecanizada: metamorfosis. Ilustración by Surfinbird Studio Creativo

Un loca idea de nuestro estudio creativo.

ILUSTRACIÓN + microrrelato

Una cueva. Oscuridad absoluta. De repente, un tembleque, y un sudor frío le recorrió la espalda. Algo se oía a lo lejos. Un fortísimo sonido de hojalata. Aún a lo lejos, aunque cada vez más cerca. El suelo, continuaba temblando. Pero ella no podía volver atrás. Había llegado hasta allí sin posibilidad remota de volver. Todo se había perdido a su paso. Y seguía concentrándose en el ensordecedor ruido. Tornillos. Su temor crecía pero no podía retroceder, era completamente imposible.  Con paso firme continuó hacia adelante, hacia aquello que, de un momento a otro se cruzaría en su camino. Una zancada, dos, tres. Y de repente, el ruido se detuvo, y ella se detuvo también. Lo que vio la dejó sin aliento. Pero no le impresionó la máquina. Una enorme pata metálica se alzaba ante sus ojos. Pero no, no fue eso lo que la paralizó. Miró hacia arriba y se vio a sí misma, convertida en hada mecanizada. Unida a la tecnológica maquinaria mediante hilos de sangre.

Y ahí se despertó.

 

Utilizamos cookies | Más info
Preferencias de las cookies